Home
Inicio



AGUSTINA LÓPEZ OSORNIO DE OTRIZ DE ROZAS

Agustina López Osornio     
dibujo de Carlos E. Pellegrini     
Museo Histórico Nacional     

Agustina López Osornio

(01) Reseña biográfica.
(03) Fuentes.
(04) Artículos relacionados.

Reseña biográfica.

Doña Agustina López de Osornio era hija de don Clemente López de Osornio y de doña Manuela Rubio, ambos de origen colonial. Los López de Osornio habían venido al Río de la Plata directamente de España y eran de cuna noble.

Cuenta Lucio V. Mansilla, su nieto, que doña Agustina solía decirle a su marido: "Yo desciendo de los duques de Normandía; y mirá, Rozas, si me apuras mucho, he de probarte que soy pariente de María Santísima".

Refiriéndose a sus abuelos, el mismo escritor afirma que "ambos eran buenos cristianos, católicos, piadosos sin ser gente de mucho confesionario y se llevaban muy bien".

Doña Agustina tenía como lujo la pulcrítud del mantel y la limpieza de los cubiertos, y cuidaba a don León con esmero. Otros de los rasgos característicos de ella, según Mansilla, era "que todos los viernes hacía enganchar el coche grande, guiado por un alto cochero mulato, excelente hombre, llamado Francisco, para irse por los suburbios a distribuir limosna entre los menesterosos reales y traerse a casa, donde había una sala hospital, alguna enferma de lo más asqueroso, que colocaba en el coche al lado mismo de una de sus hijas, la que estaba de turno, y a la cual le incumbía el cuidado de la desgraciada hasta el momento en que sanaba o el cielo disponía otra cosa".

En diciembre de 1828, después del golpe de Lavalle contra Dorrego, la policía de la ciudad mandó requisar los caballos y mulas de los particulares, entre ellos los de la casona de don León y doña Agustina, sita en la actual Defensa entre Alsina y Moreno. Doña Agustina contestó que como las bestias eran para combatir a su hijo Juan Manuel no podía facilitarlas. La policía insistió y terminó echando las puertas abajo para la requisa. Cuando lo hizo se encontró con que, en el fondo, donde estaban las caballerizas, yacían degollados los caballos y las mulas. Era mujer de conciencia firme.

Rincón de López (Fotografía de Fermín Chávez).    
Rincón de López

Doña Agustina y don León tuvieron veinte hijos: primero una niña, Gregoria, y en segundo lugar, Juan Manuel.

Mansilla anota una circunstancia curiosa e interesante. "La mayor parte de la guerra civil argentina -escribe-, ha girado alrededor de dos grandes ejes políticos: Rozas y Lavalle. Pues bien, estas dos familias eran intimas; todos los Rozas tomaron leche del seno de una Lavalle, fecundísima como su amiga predilecta Agustina, y todos los Lavalle, leche del seno de ésta. Otra peculiaridad. Todos los Lavalle y todos los Rozas han tenido el rostro bello, prevaleciendo los rubios sin mezcla".

Cuando murió don León Ortiz de Rozas, en agosto de 1839, doña Agustina hacia ya años que estaba tullida, inmovilizada; pero lo mismo se ocupaba de su casa, de sus parientes, de sus intereses, "y siempre constante haciendo obras de caridad y amparando a cuantos podía, a los perseguidos con o sin razón por sus opiniones políticas".

Se cuenta que consiguió de su hijo Juan Manuel la libertad del médico Almeyra, luego de un largo entredicho que acabó cuando el dictador fue a pedir perdón de rodillas a su madre.

Al quedar huérfanos varios de sus nietos (hijos de Manuela Ortiz de Rozas y del médico norteamericano Franklin Bond: Enriqueta, Franklin, Carolina y Enrique Bond Rozas), doña Agustina se convirtió en su tutora y curadora, y cuando hizo testamento lo redactó favoreciendo más a esos nietos que a sus propios hijos, que eran gente pudiente.


Fuentes:

- Chávez, Fermín – Iconografía de Rosas y de la Federación – Buenos Aires (1972).
- La Gazeta Federal
www.lagazeta.com.ar


Artículos relacionados:

-
Apellido "de Rozas"
- León Ortiz de Rozas
- Gervasio Rosas
- Agustina Rosas de Mansilla
- Prudencio Rosas
- Juan Manuel de Rosas
- Manuelita Rosas
- La Confederación
- El Restaurador de Las Leyes

Ver más biografías en el indice.

Fuente: www.lagazeta.com.ar



Inicio