Home
Inicio



LA PLOMADA MIENTE
                          

Historias de La Pampa - Leonardo Castagnino El padre del Beto Biscaro era uno de los dueños de la "Tienda Los Ases”. Vivía tapial de por medio con la tienda y con medianera de Almacén de Ramos Generales “Casa Branda”.

Don Biscaro tenía la ilusión de la parrillita en el patio, y como el Beto era más de la guitarra que de la cuchara, don Bíscaro tuvo que salir a buscar albañil... ¿y a quien contrató?...al Quino Belandi. Cuando les contó a los hijos, se miraron como diciendo...y bueno, dejalo, al viejo ...no le vamos a quitar la ilusión tan de golpe…

El Quino era flor de tipo; pero muy trabajador. Trabajaba todo el día para no hacer nada…y con una conversación, que era capaz de venderte a la madre, no entregarlatelá y encima dejarte conforme.

La parrilla había que hacerla en el rincón de las medianera, y el padre del Beto, que era sastre de corte fino, le había hecho hasta los moldes en papel astrasa, así que la cosa era fácil...pero lo difícil era el Quino Belandi.

Quino cayó un lunes con una camionetita prestada con todas las herramientas del padre, que era albañil. Traía herramientas como para hacer la iglesia de nuevo...hasta nivel y plomada traía.

Don Biscaro lo espiaba de vez en cuando por arriba del tapial de la tienda, y el Beto, siempre sacrificado, lo campaneaba desde la cocina, mientras ensayaba aluna zamba para el festival de Cosquin.

La cosa venía peliaguda, y la parrillita no avanzaba nada, porque el Quino ponía y sacaba ladrillos pero la obra estaba siempre a la misma altura. Para colmo se venía el fin de semana y se les iba a frustrar el “asado inauguración”. Hasta que por fin, el viernes casi de noche, el Quino dio la obra por terminada, pero don Biscaro, que tenia ojo de sastre fino, la fue a ver y empezó a sacarle defectos:

- Pero fijate Quino, si te quedó toda torcida. ¿no ves que te tira de acá? …te quedó corta la sisa y hasta una manga más corta que otra te ha quedado.

- Pero no don Biscaro – le decia el Quino – a usté le parece. Debe ser una impresión óptica.

- ¿Como que me parece? Que impresión óptica ni ocho cuartos de tela. ¿No ves que está toda torcida? – le recriminaba – traeme la plomada vas a ver que está toda torcida...traeme la plomada.

El Quino le mezquinaba la plomada pero al fin se la tuvo que alcanzar. El Beto puso la chapa de plomada a metro y medio de altura, y la plomada a veinte centímetros del suelo acusaba como quince centímetros de desplome.

- ¿Y Quino?...¿que me decis ahora? ...¿he? – le decia don Biscaro cada vez más fuera de sus cabales - ¿esta torcida o no esta torcida?...¿que me decis ahora?...¿he?...mirá la plomada...mirá.

- No le haga caso don Biscaro - le largó el Quino muy suelto de cuerpo -... esa plomada miente.

Don Biscaro manoteó de arriba del mostrador la tijera de cortar paño, y lo sacó patinando. Decí que el Quino ya era zorro corrido y picó primero, que si lo llega a alcanzar con la tijera, le hace un corte de pelo a "la media romana".

Aprovechando que don Biscaro viajó a Santa Rosa por unos trámites, el jueves siguiente el Quino pasó por la “Tienda Los Ases” para recuperar las herramientas que le habían quedado en la disparada.

(Se agradece la colaboraicon de Beto Bízcaro)

Leonardo Castagnino
Copyright © La Gazeta Federal / Leonardo Castagnino

                          

Ver más anécdotas en el : Indice

Fuente:

- Castagnino Leonardo Historias de La Pampa. Anecdotario

Articulos relacionados

- Don Pedro Yeti
- El Tola Cañada
- Don José Casarrota
- ...es de Catriló?
- Bala
- Juan Sengo
- El paisano Plaza
- La canchita
- Los chicos "de la ciudá"
- Los chicos "del campo"
- Los descolgados
- A ochenta...y capota baja
- El "perro satelital"
- La "Práctica de Bernoulli"
- El Beto Casal: me le copié todo...
- Bala perdida
- El alambrado puesto
- La Plomada miente
- El gato chofer
- Derrape en calle de tierra.

Fuente: www.lagazeta.com.ar



La Gazeta FederalLa Gazeta
Federal


HomeLa Gazeta Federal
en facebook



Inicio